El porro perjudica seriamente la salud

El porro perjudica seriamente la salud.

El porro perjudica seriamente la salud, eso no es opinable ni es una creencia, es una evidencia medica y científica, que se repite una y otra vez en rigurosos y sesudos trabajos de investigación.

Otra cosa muy distinta es que a no todo el mundo el consumo de marihuana le perjudique de igual forma y manera, como ocurre no sólo con las otras drogas de abuso, sino también con medicamentos que usamos en la práctica sanitaria convencional. Precisamente este principio sustenta el viejo aforismo médico que dice: “No hay enfermedades sino enfermos”.

El cannabis, y en concreto su alcaloide el 9 delta-tetra-hidrocannabinol, es una sustancia que tiene especial afinidad por el sistema nervioso central, en concreto por la grasa que envuelve a las células cerebrales o neuronas, donde se fija durante periodos prolongados de tiempo (más de 30 días desde su consumo).

Esta afinidad del cannabis por el cerebro explica que su consumo continuado sea el responsable de trastornos en la atención, en la concentración, la memoria y en el rendimiento generalizado. Además, y con frecuencia, el consumo abusivo de cannabis se complica dando lugar a síntomas psicóticos y también afectivos (depresión y ansiedad).

El cannabis es considerado por una gran parte de la sociedad como “droga blanda”, sin saber, en primer lugar, que no existen “drogas duras” y otras “blandas”, sino en todo caso drogas o sustancias mas o menos perjudiciales para la salud. Y en segundo lugar que la peligrosidad de una droga viene originada no solo por el daño cerebral directo que puede producir, sino también por la percepción de riesgo tan baja que existe sobre ella, desconociéndose por la mayoría de los consumidores/dependientes que el cannabis puede dar lugar a enfermedades mentales tan graves como son la psicosis, la depresión severa y los trastornos de pánico.

Hoy muchos ciudadanos leen que se va a legalizar el consumo de marihuana para uso terapéutico. En principio nada que objetar, ya que de los muchos alcaloides que forman parte de la Cannabis Sativa (planta de la que extrae la marihuana), solo algunos tienen El-porro-perjudica-seriamente-la-saludefectos antieméticos y analgésicos, y serian solo estos los que se empleen como medicamento. Pero en eso no hay nada nuevo, baste tomar como ejemplo al “opio”, del que se extrae la “morfina”, el analgésico mas potente que conocemos. Hace mucho que sabemos que el opio y sus derivados tienen efectos terapéuticos, pero eso poco o nada tiene que ver con legalizar la “morfina” o la “heroína” (derivada de la anterior) para un uso recreativo.

Ya tenemos en circulación bastantes drogas legales como para facilitar el consumo, sobre todo entre los más jóvenes, de una sustancia que no nos aporta nada positivo y que en cambio si tiene muchos aspectos negativos.

Huyamos de la demagogia y del populismo siempre, pero sobre todo cuando hablamos de la salud. Nuestro organismo resiste muchas pruebas, pero jugar con el consumo de drogas es hacerlo con fuego, y cuando se juega con fuego es muy fácil quemarse.

Comparte en tus Redes
No Comments

Post A Comment