Trastorno de la excitación sexual en la mujer.

Trastorno de la excitación sexual en la mujer.

¿Qué es el Trastorno de la excitación sexual en la mujer.?

La característica esencial de este trastorno es la incapacidad recurrente o persistente para obtener o mantener la respuesta de lubricación vaginal, propia de la fase de excitación, hasta el final del acto sexual (Criterio A). A ello añade, como en todas las otras disfunciones, el malestar marcado y la dificultad en las relaciones interpersonales (Criterio B), y el hecho de que el trastorno no sea mejor explicado por la presencia de otro trastorno del Eje I -excepto otra disfunción sexual- y que no se deba a los efectos fisiológicos directos de una sustancia o a una enfermedad médica (Criterio C).

 

La respuesta excitatoria consiste en una vasocongestión pélvica, que se traduce en una lubricación y dilatación de la vagina y en una tumefacción de los genitales externos. Este trastorno, conocido también como «frigidez», es relativamente frecuente, pudiendo afectar hasta un tercio de las mujeres casadas, y se asocia comúnmente con trastornos del orgasmo y, en otras, con Dispareunia y pérdida del deseo. Durante el coito, el trastorno puede provocar evitación sexual y, por esa vía, perturbar el vínculo de pareja. En la evaluación de esta alteración hay que tener en cuenta los factores psíquicos y los orgánicos. Son escasas las causas orgánicas de este trastorno. La más común es la carencia estrogénica, sea natural (menopausia) sea adquirida, (ovariectomía) que produce una vulvovaginitis atrófica.

 

Menos frecuentes son las lesiones o enfermedades del S.N.C. que comprometan los centros sexuales (TBC, accidente cerebrovascular), afecciones del S.N. periférico (esclerosis múltiple, neuropatía diabética, por ejemplo) ciertos trastornos endocrinos, algunos medicamentos (antidepresivos, antihistamínicos).

 

Las causas psicológicas inmediatas aluden a temores en torno al coito por el empleo de técnicas amatorias rudimentarias e inadecuada estimulación erótica, pero más frecuentemente, la frigidez se asocia con una actitud ambivalente ante la sexualidad, originada en el pasado o por problemas en la relación conyugal.

¡No se agobie innecesariamente, su problema puede tener solución!

Teléfono consultas 680 224 849

¿Necesita ayuda? Rellene este sencillo formulario

He leído y acepto la política de privacidad

Conforme a la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal, se informa al interesado que los datos personales que proporcione en este formulario se incorporarán a un fichero titularidad de José Carlos Fuertes Rocañin que nos servirán para contestar a la consulta que usted nos plantea. La cumplimentación del formulario es voluntaria. Si el interesado no consiente el tratamiento de sus datos personales solicitados en este formulario, deberá abstenerse de enviarlo. El interesado puede ejercitar sus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición mediante solicitud escrita a José Carlos Fuertes Rocañin en Paseo María Agustin, 15-19 4D 50004 Zaragoza o bien enviando un correo electrónico a info@josecarlosfuertes.com

Comparte en tus Redes